Spanish English

Si se habla de una disminución del presupuesto en torno al 35%, habrá que tomar medidas en relación  como la no obligatoriedad del montante de los premios, del número de oficiales actuales…

   

El momento económico que en estos momentos tiene España hace que en casi todas las facetas se hagan cambios y así será en lo ecuestre en la Real Federación Hípica Española (RFHE) en que mayoritariamente su presupuesto es estatal al provenir del Consejo Superior de Deportes y que se estima en una disminución entorno al 35%.

 

Menor aportación federativa a los Campeonatos de España

Ello ha de suponer que la aportación de la RFHE a los Campeonatos de España quedará disminuida, y lógicamente habrá muchos Comités Organizadores que no querrán realizarlos. Los premios en los Campeonatos de España están marcados en su mínimo en el reglamento al igual que el número de oficiales… Y comprensiblemente ello tiene que cambiar con la disminución de la cuantía que otorgará la federación pues el montante de premios y oficiales hará que los Comités den pérdidas, y la solución está en no hacerlos, aumentar las matrículas o dar gran importancia a las pruebas complementarias.

 

El reglamento debe considerarse con los cambios

Si se lleva a efecto la disminución -es seguro- el reglamento tiene que adecuarse a un momento diferente.

   

Cambios en la competición nacional ante los cuales hay que tomar medidas

La RFHE va a cambiar la competición nacional de salto, desde el punto de vista que las competiciones de mayor nivel deben ser un referente de la competición internacional de mayor prestigio. Lo mismo supondrá que las pruebas tendrán menos participantes, con lo que el problema antes referido quedará aumentado. Es lógico que así se quiera, pues a nadie se le escapa que la competición nacional de mayor importancia no guarda relación con la competición internacional de alta competición. Por otra parte, tienen que existir unos criterios técnicos para que no todas las competiciones nacionales que se quieran sean del mayor nivel dado que hay que tener en cuenta las posibilidades de la pista de competición y ensayo, las cuadras, quién diseña los recorridos… algo que es totalmente fundamental.

 

Espectáculo unido a la competición

Como se ve, el tema es complicadísimo: por una parte se entiende bien el ánimo federativo pero también se observa una gran complejidad. Habrá quién piense en aumentar los recursos por publicidad, pero ello es una utopía dado que a la mayor parte de las competiciones no acude público. El espectáculo, la emoción y la plasticidad están ausentes; y por eso ha tenido tan buena acogida el MADRID HORSE WEEK, en que se combinará la competición con el espectáculo y lo atrayente exento de tecnicismos que el público no puede entender.

 

Tema antisocial y políticamente incorrecto, pero nadie tiene ideas favorecedoras

A buen seguro, los cambios se van a dar y posiblemente las competiciones nacionales de menor nivel de todas las disciplinas tienen que favorecer a las más importantes, dado que hay muchas competiciones de ninguna relevancia estatal aunque sí particular y en las mismas se tiene que comprender que el esfuerzo económico para que sigan existiendo tiene que partir de los participantes y en las cuales además se mezclan los aficionados con los profesionales; algo, esto último, que tiene la lógica de que de las mismas precisan los caballos jóvenes. El concepto tiene tintes antisociales y como se dice ahora no es políticamente correcto, pero no hay que engañarse el montar a caballo en competición es caro y no está reservado para la mayoría; algo que tal vez no gusta pero es la absoluta realidad y que se ve fehacientemente en todos los países avanzados. Tal vez el competir en el fin de semana en pruebas principalmente de divertimento no debe implicar el irse a casa con unos cuantos euros cuando se han realizado unos gastos significativos en el alquiler del lugar de competición, en el juego de obstáculos, en el diseño, en los oficiales…. Y mucho de esto se da en gran manera en las competiciones de completo (nacionales o internacionales) que son carísimas.

 

Hagamos una reflexión sobre el momento actual sin quejarnos ante una situación complicada en la que algunos se disgustan y critican pero no se aporta ninguna idea favorecedora para mejorar la situación.

    NOTICIAS RELACIONADAS   13 de septiembre.- La crisis económica española afectará mucho al Deporte y la subvención del Consejo Superior a la RFHE quedará muy disminuida, y el panorama venidero será totalmente diferente. Existe la posibilidad que desaparezcan Campeonatos de España, algunas asociaciones de cría, instalaciones públicas, disminución evidente a la asistencia a las competiciones internacionales… Los resultados han de contar mucho…. 11 de septiembre.- Los cambios en la competición ecuestre nacional española de mayor nivel parece que son necesario. Unas competiciones descafeinadas imposibilitan las competiciones internacionales con decoro, y los más perjudicados son los deportistas…    

 ★ Empresas colaboradoras ★

GlobalCaballos259x140.gifHIERRObajo50.jpgangloarabe-MINI.jpgbranca.pngca-Concepcion-MINI.jpgfeba-MINI.jpgmasdehipodromos-MINI.jpgnormandy2014-MINI.jpgtodo_cria.pngyeguada-pedro-beca-MINI.jpg